30 junio, 2011

UNA PROPUESTA ECONÓMICA-SOCIAL AL 15M

Voy a proponer una línea de actuación económica-social a los Indignados del 15M. No es muy difícil llegar a ella y puede ser un trabajo emprendedor y creativo para muchos. Si nos fijamos en los círculos podemos visualizar el territorio o espacio de actuación del Estado. Es mucho y abarca seguridad social, sistema fiscal, empresas públicas, educación, sanidad, obras públicas; etc, etc. Luego tenemos el campo de acción de las empresas privadas que abarca una gamma casi infinita de actuación. Siempre abierta a la innovación, a nuevas ideas, etc. Por último están las ONG’s. Estas tienen un campo de acción mucho menor aunque hoy día están en crecimiento y no todas son trigo limpio. Su campo de actuación se basa en todo aquello que implica asistencia social, cultural, etc.
Entonces, todo el territorio situado entre estos tres círculos, son campos de actuación sin cubrir y sin descubrir donde las mentes creadoras y transformadoras de la sociedad han de actuar. Voy a poner un ejemplo. Una manzana de casas o bloques de viviendas podrían aceptar con alivio la instauración de una lavandería pública o colectiva. El gasto que ocasiona el lavado de una colada a modo individual o como unidad familiar, se podría reducir muchísimo si se hiciera de modo colectivo. Uno entrega la colada a la lavandería por la mañana y se lo devuelven por la tarde, incluso ya planchada. Toda manzana de viviendas necesita de una guardería: He ahí otro campo de actuación. Lo mismo también del cuidado de ancianos o enfermos. Compras colectivas de comida entregando una lista, etc. Todo ello incluiría el pago de una tarifa o cuota a las “empresa(-s)-sociales” y se vería cómo a fin de mes todos salen ganando y un montón de puestos de trabajo han sido creados. Trabajos además de vocación social y solidaria. Podría incluso recurrirse al trueque: yo te lavo la ropa y tú enseñas a mi hijo inglés; o viceversa.

Imaginaos ahora la actuación en campos de tecnología aún no descubiertos en función de nuevas necesidades populares. Yo ahí no dispongo ahora mismo de ideas, pero seguro que entre el colectivo de indignados hay muchos que tienen ideas e ideas brillantes con ganas de ponerlas en práctica. Luego fijaros lo que se podría hacer en el campo financiero a través de ideas creativas de concesión de créditos, mini-créditos, etc. En el terreno artístico; en la enseñanza, con la creación de colectivos con multitud de ofertas para diferentes tipos de niños con problemas o sin ellos. No se me ocurren más pero debe de haber mucho más.

Problemas: Este tipo de iniciativas chocarían con el modelo de Estado con el que vivimos y el cual monopoliza nuestras vidas de tal manera que hasta incluso el movimiento del 15M se le ocurre pedir MÁS ESTADO, más prestaciones sociales a través del Estado y así seguir atados al modelo de siempre y no cambiar nada y además hacer el juego a una izquierdona fracasada que solo sabe mendigar del Estado y controlarlo con más y más impuestos para pagar burocracia y demás ineficacia asegurada a la larga. Por eso estoy en contra de muchas reivindicaciones del 15M, pues en el fondo vuelven a los vicios de siempre y para ello mejor hubiera sido quedarse en casa. Comprobaríamos cómo el Estado impediría o abrasaría a todo este programa económico de impuestos asfixiantes, negativa absoluta de permisos, etc.. Ahí comprobaríamos dónde está realmente el problema que nos acosa.

¿Qué os parecen las ideas?

Un link que lo explica tan claro como el agua.

http://www.lne.es/opinion/2011/07/01/paleoprogre/1097104.html 

8 comentarios:

  1. ESTADO: Su campo de actuación en la práctica real es la totalidad de la economía, no debiera ser así, pero lo es. Donde no puede actuar con su organigrama propio, lo hace a través de las Empresas Públicas. Particularidad que lo distingue, es que sus ingresos provienen de la detracción de una parte de los ingresos de los miembros pertenecientes al propio Estado, y no de una gestión propia.

    ONG: Su campo de actuación actual es el de suplir las carencias del Estado en aquellos campos que por su falta de contenido económico, no son acometidos por la empresa privada. El Estado no los acomete, a su vez, por falta de presupuesto. Sin embargo, en la realidad, son entes que reciben una parte importantísima de sus ingresos del Estado. Realmente, se han convertido en un medio de generar empleos para los que no han conseguido ser funcionarios. No dudo de la parte buena de las mismas, que la hay, pero una gran parte es lo que es.

    ACTIVIDAD PRIVADA: Su actividad supone el desarrollo de una actividad económica que se realiza con riesgo propio, capital y trabajo. Si va bien, debe financiar al Estado y a las ONG, y si va mal, supone la pérdida del capital y el trabajo usados en la misma.

    No veo dónde están los campos sin trillar entre los tres actores económicos. Solamente hay un campo en el que actúan los tres, en franca competencia y concurrencia. Los actores son distintos en cada caso, pero todos ellos buscan el mismo objetivo: el beneficio propio.

    Esa lavandería que propones, ¿quién la regentaría?, ¿cuánto cobraría?, ¿quién daría el capital para su formación?, ¿quién contrataría a los empleados y se haría cargo de su indemnización si la misma cerrara?, ¿quién pagaría el seguro de responsabilidad civil por una señora resbala en el suelo?, ¿....................?.

    No hay tres economías, hay una con distintos actores compitiendo por su control y dominio, es más, yo diría que los actores son tantos como hombres existen, aunque actúen agrupados para poder vencer a los demás.

    AZOR

    ResponderEliminar
  2. Azor:

    Creo que no me has entendido. Desde luego que todo ello es la economía en su totalidad como campo de intercambio. Desde luego que todo ello ha de redundar en oferta y demanda y ganancia. De no ser así no tiene sentido ninguna actividad económica por muy "solidaria" que sea. Ha de haber una ganancia de algún tipo, aunque sea moral para quien la realiza.

    Esas ideas que yo propongo efectivamente necesitan de empresarios que las lleven a cabo y con un cálculo de beneficio. Que los empresarios sean colectivos o individuales, por ello no dejan de ser empresarios; pero son empresarios que escogen mercados que para ellos son "solidarios", van más de acuerdo con su ética.

    Bueno, bien. Lo importante es abrir nuevos campos de actuación económica, crear nuevos puestos de trabajo y, al mismo tiempo, cubrir demandas sociales de atención que el Estado las medio hace o las descuida o cierra toda otra intervención que no sea la suya (negación a conceder permisos, negación a favorecer el mercado libre, etc).

    Nada se escapa a los mercados y, la suerte con los mercados es que las posibilidades de actuación y creación de nuevas mercancías o productos de intercambio son infinitas. Otra cosa es que la interferencia estatal no te lo permita o lo haga casi imposible.

    Lo que yo quiero demostrar es que los indignados para llevar a cabo algo diferente y más de acuerdo a su gusto ético; han de hacerse también empresarios y participar de la ley de la oferta y la demanda. El error es pedir más Estado y más ayudas sociales.

    ResponderEliminar
  3. El modelo económico ya existe. Lo que sería necesario es SACAR AL ESTADO y todos sus impedimentos del medio...todo lo demás funcionaría a la perfección.
    El empresario que ofrezca el mejor servicio al mejor precio será remunerado por la clientela que genere, mientras que los ineptos se aruinarán; quien pague mejor tendrá mejor calidad de empleados; los sindicatos se irán a la puta mierda donde deben de estar y quién tenga ideas tendrá inversores; quién fracasa podrá intentarlo otra vez. Los bancos insolventes desaparecerían y los otros podrían ofrecer servicios realistas al consumidor SIN PRESIONES POLÍTICAS que los obliguen a tomar decisiones desastrosas para ellos , sus clientes y los contribuyentes ultimamente.
    Son innumerables los beneficios que se obtendrían de un modelo de LIBRE MERCADO REAL.
    Por supuesto que sería un desastre para todos aqueloos(as) que se acostumbraron a vivir de las innumerables mamandurrias de las que disfrutan a cambio de su voto. Pero ya sabemos que el sistema de mamandurrias NO FUNCIONA; y esto quizá sea lo único positivo de la crisis. Reformarlo con otras o mas mamandurrias NO PUEDE SER LA SOLUCIÓN.
    Quién no vea esto NO ESTÁ CALIFICADO PARA VOTAR EN UNA DEMOCRACIA, por insuficiencia intelectual.

    Kousinsky

    ResponderEliminar
  4. Kousinsky:

    Sí, más o menos. No se aleja nada de lo que yo propongo. Yo solo apunto a posibles terrenos de intervención que los indignados pueden empezar a trbajar. Pero mucho me temo que este movimiento 15M no va por ahí. El enfoque de izquierdas que han adoptado los hace más adeptos del Estado y más en contra del mercado libre. Con lo cual este tipo de protestas nos hunden más en una economía atrasada.

    España nunca ha sido capitalista de verdad. No quiere serlo por razones de idiosincracia; de recelo a ser otra cosa. No sé.

    ResponderEliminar
  5. Otra cosa:

    Los sindicatos son parte del mercado libre. Pero sindicatos libres, no sindicatos politizados y correas de trasmisión de partidos. Sindicatos financiados por las cuaotas de sus militantes, no por el Estado.

    ResponderEliminar
  6. ¿Seguro, Sr. Nesalem, que los sindicatos son parte del mercado libre? Hablemos.

    1. Por un lado, en una democracia debe haber libertad de asociación. Los sindicatos son, ni más ni menos, que una asociación libre de trabajadores.

    2. Por otro lado, el mercado libre no acepta las asociaciones que tienen como finalidad influir sobre el mercado, sea de mercancías o de mano de obra. Precisamente esta era una de las razones del poder USA para oponerse a los sindicatos en sus tiempos heroicos.

    3. Los sindicatos influyen sobre el libre mercado de mano de obra, distorsionándolo. Es inevitable, es su esencia. Igual que los trusts y otras asociaciones de empresarios que se fundaran para pactar precios o controlar el mercado en régimen de oligopolio o monopolio.

    4. Por tanto, aquí tenemos, Sr. Nesalem, otro problema de esos insolubles: ¿Son los sindicatos compatibles con el sistema de libre mercado?

    5. Sr. Kousinsky, basta con poner de manifiesto, creo yo, que la izquierda o los sindicatos, en lineas generales, están errados. No hace falta que, además, los odiemos.

    Runand

    ResponderEliminar
  7. Bueno. Yo entiendo los sindicatos libres como organizaciones profesionales que defienden a los trabajadores de un determinado sector de una forma jurídica, legal, de asesoramiento en cuanto a la ley, derechos, etc.

    No me estoy refieriendo a esos sindicatos que aspiran a cambiar la sociedad, que obedecen dictados políticos, e imponen su ley por la fuerza.

    ResponderEliminar
  8. Los sindicatos serían inútiles si no tuvieran la opción de coertar y chantajear. No se puede defender una asociación, aunque sea libre, que tiene como objetivo , y en realidad como única opción, el chantaje y posible perjuicio a la propiedad privada ( empresas). Digo lo mismo de asociaciones empresariales que también chantajean al consumidor mediante sus carteles , monopolios e influencias políticas; también se perjudica de este modo la propiedad privada, an ste caso los recursos de consumidores. Y no hablemos de los partidos políticos, que son también asociaciones libres, con fines y agendas que al final perjudican a todos en favor de si mismos y sus cronis.
    En fin, que existen volúmenes de literatura libertaria que pueden explicar los muchos detalles mucho mejor que yo, para quién tenga un genuino interés en explorarlos antes de criticarlos. Lo que si está claro es que el status quo perjudica injustamente a la mayoría y no es muy diferente en esencia del feudalismo, monarquismo y caziquismo que dominó la historia humana durante siglos.
    En resumen se trata de un sistema de justicia que tiene solo dos derechos reconocibles e inajenables; EL DERECHO A LA PROTECCIÓN DEL INDIVIDUO Y LA PROTECCIÓN DE LA PROPIEDAD PRIVADA. Sobre esta base no es nada difícil legislar. Nada de legislar en favor de un grupo y perjuicio de otro, se cual sea la excusa o supuesto e indefinible "bién común" que se pretenda obtener.

    Kousinsky

    ResponderEliminar

Antes de enviar un comentario escríbelo primero en word para conservarlo en caso de que falle el envío. Trata de que no sea muy largo, pero si quieres escribir más entonces divídelo en más comentarios con el "sigue...etc". En caso de no poder enviar por cualquier razón no descrita entonces envíamelo a rbjoraas@telecable.es y yo me encargo de publicarlo.