28 enero, 2012

HOY ES EL DÍA DEL GRAN DEVENIR MERCADO

La economía nos paraliza al mismo tiempo que ella se paraliza. Los medios de comunicación nos recuerdan que hay que estar preocupados. Siempre preocupados y siempre esperando a que los profesionales de la política nos saquen de las aguas estancadas. Pero de las aguas estancadas solo puede salir pestilencia. Cuando estamos estancados y sin posibilidad de ver campos extensos por donde poder correr y airearnos; entonces nos volvemos fétidos. Hoy parece que estoy nadando en un lodazal de aguas fétidas. Hay mucha gente conmigo nadando en esta especie de ciénaga atascada. Las ideas se atascan, la imaginación se repliega en forma de verrugas enormes que aspiran a crecer en un parasitismo de sangre seca atascada y células confusas dando vueltas y vueltas sobre esta viscosidad envenenada. La inteligencia está atrapada en remolinos de preocupaciones domesticadas y bien administradas. Estamos bien administrados para seguir haciendo nada, o repitiendo lo de siempre.

Dicen que en las montañas hay aguas frescas esperando el deshielo. Dicen que se están formando torrentes de agua cristalina y vigorosa que han de bajar en cualquier momento. De ocurrir esto los ríos arrasarán los lodazales y todo empezará a ser nuevo, a ser corrientes de pura intensidad. Nuevas ideas invasoras, nuevos territorios que explorar y conquistar; nuevos intercambios y muchos intercambios que pongan en movilización las masas parasitadas y administradas en su desempleo, en su desocupación; en su preocupación permanente. Nuevas visiones y revelaciones que nos pondrán en marcha cruzando ríos y desiertos. Nuevos objetos que descubrir e iluminar al mismo tiempo que ellos nos descubren e iluminan.

Es el día del infinito devenir mercado. Los flujos del mercado nos empiezan a desestabilizar en multitud de flujos creativos y nos han puesto a circular en múltiples direcciones. Rompemos con el perímetro infernal para expander por las grandes praderas, desiertos y montañas.

Hoy es el día del Gran Devenir Mercado.

3 comentarios:

  1. El problema es que hay muchos controles y barreras a la iniciativa. Cualquiera que quiera montar una empresa o proyecto de cualquier tipo se tiene que enfrentar a abundantes obstáculos, límites legales, trámites burocráticos que echan a cualquiera atrás. Es algo que sólo queda en manos de los más osados o los que tienen un buen respaldo económico.
    Se hace necesario que se permita desarrollarse a la imaginación sin tantas cortapisas.

    ResponderEliminar
  2. Y las "rebeliones" ante esta situación se nos presentan como 15M o indignados u otras cosas parecidas. Son movimientos que piden más Estado, más control de ese tipo que mencionas. O sea, son movimientos reaccionarios en el más amplio sentido de la palabra.

    Cuando precisamente lo que necesitamos es desbloquear los bloqueos económicos que ejercen la política, los gobiernos; los intereses sindicales coorporativo-verticales. Este parasitismo económico-social necesita de una "desterritorialización", una descodificación que dé lugar a un mercado libre de verdad, donde el banco malo tenga que morir por malo sin ser auxiliado por el Gobierno, el Estado, etc...

    Por ahí deberían de ir las protestas: Llevar el mercado libre a un paroxismo de liberación: todos a intercambiar, competir, darse a valer, inventar, redescubrir, crear. Flujos económicos, de energía, de intensidades creativas intercambiables.

    ESO ES LO QUE ODIAN LA IZQUIERDA REACCIONARIA y LA DERECHONA DE TODA LA VIDA!!!!

    ResponderEliminar
  3. Muy acertado Sr. Nesalem. Ha sido certero. Pocos le van a hecer caso.

    K. (No-Kousinsky)

    ResponderEliminar

Antes de enviar un comentario escríbelo primero en word para conservarlo en caso de que falle el envío. Trata de que no sea muy largo, pero si quieres escribir más entonces divídelo en más comentarios con el "sigue...etc". En caso de no poder enviar por cualquier razón no descrita entonces envíamelo a rbjoraas@telecable.es y yo me encargo de publicarlo.