29 mayo, 2015

QUÉ EXTRAÑA ES LA VIDA COTIDIANA

El político fue a ver el problema y lo empezó a analizar con unas gafas tan gruesas que apenas podía ver lo que estaba analizando. Pero dijo que tendría solución y que la solución era compleja pero asimilable a los parámetros de su partido. Amerto Marcosala sabía que los parámetros de ese partido requerían siempre de unas gafas gruesas y oscuras para medirlos. Bebió su botella de gaseosa y salió del bar sin que el político supiera explicarle en qué consistían tales parámetros.
______________

El pastor de la iglesia le dijo que la salvación era obra de Dios y que Dios salvaba a quien quería y
condenaba a quien le daba la gana. Entonces Melisa Fuetormalmo le preguntó si ella estaba salvada y el pastor le dijo que sí creía que Dios salvaba a quien quería y condenaba a quien le daba la gana que entonces estaba salvada. Melisa le respondió que si un Dios era omnipotente y todopoderoso y con absoluto libre albedrío así tendría que ser y no había otra manera. El pastor le dijo que esa era la absoluta verdad del cristianismo. Y además añadió: El destino del mundo está en manos de Dios; no te preocupes de más. Fue en aquel momento cuando Melisa se hizo miembro de tal iglesia y desde entonces es más feliz que unas pascuas.
______________

Clarita Gensana se encontró con aquel hombre al que deseaba y le dijo sin más: "Te deseo". El hombre se quedó pensativo y se puso a mirar la bonita y reluciente cara de Clarita Gensana. Entonces sacó un libro de su bolsillo y se puso a consultar palabras. Luego cerró el libro y acercó la cara a la cara de Clarita y le dijo: "Pues yo a ti no te deseo". Un perro merodeaba cerca y se puso a ladrar. Clarita Gensana se puso a llorar y el hombre siguió su camino. Aquella era una extraña ciudad y cualquier cosa podía ocurrir. El perro se fue corriendo hacia donde estaban otros perros. Un señor tocaba una trompeta cerca de un viejo roble torcido.
______________

Marxilio Iteramonde trabajaba en una fábrica desde hacía muchos años. Entraba por la mañana y con una máquina portátil metía un extraño ruido que resonaba en toda la nave industrial. Era lo único que tenía que hacer: meter aquel ruido con la portátil durante ocho horas. Podía pasear con la máquina y recorrer la nave vacía las veces que quisiera, pero la máquina siempre debía de meter aquel ruido. A final de mes le pagaban 500 maravedíes de los nuevos. Era un hombre feliz que no se preocupaba jamás de aquello que no le importaba. Cuando cumplió 65 años se fue para casa y allí esperó a la muerte con toda tranquilidad y viendo la tele.

20 comentarios:

  1. Se daba cuenta Filibuster Erramer que cuando hablaba las palabras sonaban de una forma para él pero no para los demás. Era como si pronunciara y articulara fonemas que para su cerebro significaban X, pero para sus oyentes podían ser Y, Z o W. Si decía por ejemplo: "La noche está muy oscura", el otro podía entender "la novedad es el cura", o "El coche se obtura", o "La Roche se manicura". No había manera de modular sus sonidos de tal manera que los demás pudieran entender exactamente lo que él quería decir. Esto le sumió en una profunda depresión y no sabía qué hacer. Un día paseando por el paseo Cubano de la ciudad se lo contó a Fernandiano de Malacuña pero por señas. Fernandiano que era otorrinolaringólogo le dijo que abriera la boca. Filibuster abrió la boca y Fernandiano metió la mano y empezó a tocar por un sitio y por otro de tal manera que Filibuster empezó a sentir fuertes arcadas y de repente la boca vomitaba una extraña pieza con la forma de un microchip. Fernandiano entonces le dijo: "Mira a ver con quien te acuestas amigo Filibuster. Alguien quiere destruir tu vida."
    Filibuster Erramer se quedó perplejo y dio las gracias a su amigo. A partir de entonces los fonemas de Ferdinando salíeron claros y transparentes como el agua de un manantial de montaña.

    ResponderEliminar
  2. Toraña de Cuscamilla creía que el mundo estaba a punto de reventar con tanto mal, tantas mentiras y tantas guerras. Además había salido hacía poco con un señor que parecía ser el más sabio de todos los sabios a juzgar por la forma y el tono que utilizaba para hablar que parecía saberlo todo y todo estaba bajo su control. Todo acabó cuando un día el susodicho se volvió majareta y casi la mata a golpes. Simplemente empezó a arremeter contra todo el mundo y su furia era tal que destruía a patadas todo aquello que se movía. La policía lo llevó al psiquiátrico más cercano. Pero Toraña creía firmemente que todo iba mal y que la gente no veía los grandes peligros que les acechaban: el control del sistema era absoluto, la oposición al sistema era en realidad nada más que otra estrategia del sistema para controlar más y mejor. Perdía la fe en el mundo y la vida a borbotones y se creía absolutamente sola en el planeta. ¿Qué hacer? ¿Qué hacer?
    Todo acabó el día en que encontró a Súlfido Mercanato, un chaval alegre y con la mirada en lo que nadie acertaba a mirar. Fue sencillo. Estaba sentada en un banco del parque Tibetano, cuando de repente apareció Súlfido apuntando a una ardilla. Ella se levantó a mirar y los dos siguieron el rastro de la ardilla viendo cómo subía a un árbol y los miraba desde una rama dando pequeños gruñidos. Luego Súlfido le siguió haciendo señas y fueron atravesando el parque hasta llegar a un arroyo. Allí él empezó a señalar unos curiosos remolinos que hundían un cartón, pero el cartón siempre sabía cómo sobrevivir a la absorción y allí seguía bailando al ritmo del remolino. Luego Súlfido la invitó a tomar una cerveza a un barucho de la calle Esclavadura. Sin darse cuenta ella se vio envuelta en una conversación tan sencilla como intrigante. Todo parecía cobrar nueva luz y cuando llegó el momento de despedirse Toraña de Cuscamilla no sabía cómo decirle lo mucho que le necesitaba. Súlfido le dijo que ya la llamaría y ella se fue a su casa con el espíritu más abierto que un felino al acecho. Veía lo que jamás había visto y la vida se hizo infinitamente lenta hasta llegar al paroxismo, pero en esa lentitud estaba el secreto de muchas cosas que siempre había soñado u olvidado....

    ResponderEliminar
  3. El paseo fue sencillo. Bajó la intensidad de mis vibraciones. El árbol me dio la señal y el cielo se puso color verdiazul. Extraña tarde con la puerta abierta hacia Paraíso Zunk. Pon la música algo más alta, pues necesito caminar con la música. ¿Adónde me lleva la música? ¿Quiénes son esos caminantes que vienen por el camino verde? ¿Has visto el autobús que se aleja por el desierto? La dama del vestido largo no deja de alargarse y llegará a tocar el cielo. Qué extraña es la vida cotidiana. He llegado a la cima de la montaña mágica y ahora veo los paisajes de las canteras abandonadas. Las canteras de los miles y miles de esclavos de la historia. Qué extraña es la vida cotidiana.

    ResponderEliminar
  4. El horror de África a través de Sebastiâo Salgado. El alma vacía de la condición humana. El alma rota por los montones de cadáveres en huesos. Un pozo profundo de agua fría donde alguien se ahoga en la más pura angustia. Los niños confiaban en sus madres moribundas. Fueron a la Iglesia a buscar refugio y allí encontraron al muerte a machetazos. La condición humana puede llegar a esos horrores y si es capaz de llegar a esos horrores puede repetirlos con más sofisticación. Hemos de encontrar refugio en nuestra vida cotidiana. He visto el rostro de los ojos brillantes, pero el silencio es su respuesta: cuántos silencios a lo largo de la vida. Un silencio más hasta es bienvenido. Hemos de amar el silencio o los silencios. La sequedad del desierto invita a la sequedad del espíritu, pero si el espíritu se seca entonces todo se torna sin vida. El mundo podría llegar a ser una pesadilla de soledad y silencios. He visto al grupo de amigos y todos hemos empezado a cantar alrededor del fuego. Las cabañas estaban al otro lado del río mientras en el café nuestros padres recordaban su horrible guerra. Qué extraña es la vida cotidiana...

    ResponderEliminar
  5. DIARIO DE JAMIRO PROCLOR. DÍA 4 DE NOVIEMBRE DE AÑO X
    Hoy tengo cerebro de buitre. La política me produce náuseas. La prensa me parece extremadamente cínica. No me seduce nada para leer. Montajes sensacionalistas para atraer al lector aburrido. Politiquería rancia con un estilo supuestamente equilibrado para no ofender mucho y así mantener el máximo número de lectores. A través de Internet puedo leer lo que me dé la gana. Eso me consuela. No hay peor cosa que tratar de justificar tu misma existencia ante los demás. Culpables de algo por el hecho de existir y esa culpa ha de estar instalada en la misma raíz de tú existencia. Oiga, yo sólo existo y trato de existir de la forma más honesta y tranquila. Puede que las formas de existir no puedan convivir unas con otras por ser modalidades de energía contrapuestas. Es difícil hacer cómplices de existencia: a veces te tropiezas con un compañero de fatigas que sigue tu misma vibración y entonces surge una buena amistad.
    Pero los cerebros de pez quieren que sigas sus consignas; viven de consignas: blanco y negro es siempre más fácil y más emotivo. Estar contra algo, desconfiar profundamente de algo por sistema nos lleva a ser jueces implacables de los demás.

    ResponderEliminar
  6. LA HUIDA, ¿OTRA VEZ HUYENDO? (Últimas crónicas de la Nación de JAH recogidas por el viejo explorador Nur)

    Íbamos caminando por el camino de Sekur huyendo de las guerras fratricidas de Muffart. Al final todo había acabado en enfrentamientos y guerras. Nada nuevo bajo el sol. Los cuerpos humanos viven diferentes intensidades y es imposible que todos permanezcan en una misma frecuencia. Ya casi no nos quedaba ningún consuelo metafísico ni religioso al que recurrir. Al final preferíamos contemplar la máquina humana como máquina. Habíamos rechazado el lenguaje literario y poético y los sustituimos por un lenguaje meramente físico o químico o maquinal. Un entramado de fuerzas en confrontación. Combinaciones de sustancias o partículas en permanente cambio, choque, interacción, combustión, explosión... Al universo le importaba un carajo lo que sucediera al ser humano. Era un universo ciego y bestial: Una puñetera cárcel para nuestros espíritus atrapados entre su energía sin sentido. Sólo nos quedaba nuestra luz: una luz que provenía más allá de toda materialidad y de toda inmanencia. Los sonidos de la luz y la luminosidad del sonido. Signos y símbolos que nos daban fuerza para huir dentro de la oscuridad. A lo lejos se veía la luminosidad infernal de la guerra y la ciudad de Muffart se iba destruyendo en sus propias combinaciones, confluencias y disyunciones: ríos de sangre y sintaxis de locura. Vuelta al nomadismo. Vuelta a salir de Egipto y cada vez quedaban menos sitios adonde huir. Hacía frío. La noche era fría y desoladora, pero la luz empujaba a la supervivencia y a la nueva tierra prometida cualquiera fuera esta. Poco a poco y después de milenios la esperanza se iba apagando incluso entre la gente de nuestro pueblo. Nuestro creador se había vuelto loco hacía ya muchísimo tiempo. O quizás había ya abandonado el escenario de su propia creación. O quizás sus ángeles y avatares no eran más que personajes de sueños mitológicos con sus delirios y pesadillas. Por fin decidimos acampar en la planicie de Omnia dentro del bosque de Nackor.

    ResponderEliminar
  7. THE WEDDING OF THE PRINCE AND THE PRINCESS
    I'm the prince waiting for the princess. This is the new city and the crowds are in the streets celebrating our wedding. In this new found land there's plenty of love to share. The children play in the main square. There's music in the boulevard. Time for holidays; time for happiness and renewal. Hey, you! come here and have a drink. Our hard cider is the best in the world. Magic hasn't disappear yet. The body of the messiah is still alive: the people are still alive and well.
    The new arrived asked "Whose wedding is this?
    The children gave the answer: "The prince and the princess are getting married and everybody is invited".

    ResponderEliminar
  8. CUADERNO DE NOTAS DE UN LOBO SOLITARIO

    El radical ha de ir a la raíz del problema. El radical ha de ir negando y negando hasta no poder negar más porque está negando el absoluto de la misma existencia. Una vez llegado ahí solo queda esperar a que se abra la puerta. Y si se abre la puerta entonces se está entrando en las mismas puertas de la nada. Es mejor parar a tiempo y ponerse a bailar, pues el tiempo no se puede parar. Y si el tiempo no se puede parar solo queda bailar y mirar hacia la luna llena y aullar como un lobo. El lobo solitario en el desierto. Todo radicalismo serio acaba en el individualismo de un lobo solitario. Todo lo demás es condescendencia con la existencia tal como es. Es sustentar los poderes en su mismo juego.

    ResponderEliminar
  9. LA INCREIBLE TEOLOGÍA DE MARCUS HURMATOM

    Todo aquello que eluda la referencia a nuestro cuerpo se ofrece por necesidad a infinitas interpretaciones o construcciones imaginarias. De ahí que haya tantas y tantas religiones y escuelas místicas y metafísicas e ideologías políticas. Todas pretenden tener la verdad o guiar en la verdad. Pero hay un termómetro que te señala la verdad y la mentira sin lugar a dudas. Si el cuerpo crece en alegría y sus aperturas al infinito son también crecientes, entonces caminas en la verdad. Pero si el cuerpo queda atrapado en sus tristezas, sus resentimientos, sus odios y su subordinación a las pasiones, entonces estás viviendo en la maldad de la mentira. Ese es el termómetro de la verdad de la vida.

    Si tu fe es la puerta a tus mayores y más sólidas alegrías y aperturas al universo, entonces esa es la verdad. Has descubierto a D-ós o D-ós te ha descubierto a ti. No lo traiciones.

    ResponderEliminar
  10. JEAN CALVIN Y LA FE DE CUERPO O CORAZÓN

    La Palabra de Dios no se recibe por la fe cuando sobrevuela la superficie del cerebro, sino cuando arraiga en las profundidades del corazón... es más difícil para el corazón estar suministrado de seguridad que para la mente estar dotada de pensamiento.
    El lugar de la fe no es en la cabeza sino en el corazón. No voy a discutir en cuanto a que parte del cuerpo está localizada la fe: pero como la palabra corazón se la considera a menudo como un sentimiento serio y sincero, yo diría que la fe es una firme y efectiva confianza y no sólo una escueta noción.

    (Comentario sobre Romanos)

    ResponderEliminar
  11. APUNTES RECOGIDOS EN LA LIBRETA DEL CRISTIANO REFORMADO BAUTISTA GIURDOK KAPRISTOL

    En el calvinismo se da este razonamiento: si la salvación es por absoluta gracia, entonces ningún esfuerzo humano u obras meritorias sirven para tal fin. La fe es un acontecimiento producido e impulsado por D-ós que se produce de forma objetiva e irrevocable en sus elegidos. Sólo se salvan aquellos que D-ós ha elegido desde antes de la fundación del universo. Los demás son elegidos para condenación. El sacrificio de Cristo en la Cruz sólo es aplicable de forma eficiente en función de sus elegidos. Esta gracia que D-ós concede a sus elegidos es irresistible, la voluntad humana o el libre albedrío no cuenta para nada. La salvación no depende jamás del ser humano. De ahí que quien haya recibido esta gracia sabe que tiene absoluta salvación y nada le puede apartar de ella. Comienza una nueva vida de perfección sin vuelta atrás.

    Razonamiento X= Si P1 es elegido para S, entonces P1 recibe G y S.
    Razonamiento Y= Si P2 es elegido para C, entonces P2 recibe C y C.

    ¿Cómo sabe el elegido que es elegido? Pues muy fácil= si P1 cree en RX y RY es que forma parte de los elegidos. La salvación se convierte en una fórmula objetiva e irrevocable en su propia lógica. Sus efectos a nivel individual y social son importantes.
    ¿No fue el calvinismo y es, una máquina de resistencia probada en países como Suiza, Holanda, Escocia, USA, Inglaterra, Sudáfrica, etc?
    El catolicismo y las variedades protestantes arminianas o sinergéticas delegan la salvación a los esfuerzos o la voluntad humana, por tanto la neurosis e inseguridad de salvación es permanente. Este, en teoría, no es problema para el calvinismo.

    Ps.- Cabe la posibilidad de que Razonamiento Y se convierta en otro camino de salvación bajo otros condicionantes a lo largo de un tiempo indefinido.

    ResponderEliminar
  12. MÁS APUNTES DE GIURDOK KAPRISTOL SOBRE CALVINISMO Y DEMOCRACIA

    En una sociedad de mayoría calvinista el desarrollo social ha de desembocar en la máxima expresión de democracia liberal por necesidad.
    Pues si se ha dado la mayor dignidad posible a los individuos haciéndolos potencialmente elegidos por D-ós para toda buena obra social e individual; y como nadie sabe objetivamente quiénes son los escogidos ---el acontecimiento de la fe aunque espiritualmente objetivo para el creyente, es, radicalmente subjetivo, para los demás--- y los no escogidos para salvación; nadie puede hacer discriminación ontológica alguna entre la gente, las personas, los ciudadanos, etc. Hipotéticamente todos pueden ser de los elegidos; por tanto formalmente todos los individuos gozan de la misma dignidad y potencialidad. Desaparecen las jerarquías y los privilegios a priori y las formas de gobierno han de ser necesariamente congregacionalistas, parlamentarias y constitucionales. A diferencia de los socialismos, si se contemplan y privilegian las buenas obras de trabajo, respeto a la ley común, decencia social y moral; etc. Hipotéticamente también: Quien logre prosperar en este tipo de sociedades es buena señal: quiere decir que son los frutos de un trabajo bien hecho, de una honestidad moral, etc. A la larga todos deberían de progresar en una sociedad calvinista de una manera u otra. La ley media por igual para todos y la ley es algo serio en una sociedad democrática de respeto mutuo.

    ResponderEliminar
  13. LA PALABRA EN EL PROTESTANTISMO SEGÚN MICHAEL HORTON

    Bajo la perspectiva bíblica, hablar es una acción. No es simplemente la externalización de pensamientos internos sino una praxis---praxis divina--que cambia un estado de cosas. Dios habla: una palabra creativa y el mundo existe; una palabra de juicio y la vida se marchita; una palabra de redención y la fe nace; una palabra de perdón y los pecadores son absueltos; una palabra de nueva vida y los muertos resucitan. El habla de Dios--su Palabra--no es solamente una colección de ideas sino una fuerza "de vida y acción" con los efectos más concretos y prácticos en nuestras vidas y el mundo. (cf. Heb 4:12). Las palabras no sólo cambian las mentes; cambian los corazones y las vidas---en realidad, todo el curso de la naturaleza y la historia.
    Paul Ricoeur* escribe:
    "Decir y hacer, significar y producir se mezclan de tal manera que es imposible fijar una oposición duradera entre "teoría" y "praxis". La palabra es mi reino y no me avergüenzo de ello... Como oyente del mensaje cristiano, creo que las palabras pueden cambiar el "corazón", es decir, el refulgente núcleo de nuestras preferencias y las posiciones que abrazamos. **

    Cita de The Christian Faith: a Systematic Theology for Pilgrims on the Way. Michael Horton. (Zondervan, Grand Rapids, Michigan 2011). Traducción de esta cita y para este blog, Vital de Andrés 2015.

    * Filósofo francés estudioso de la hermenéutica y la fenomenología, de fe protestante 1913-2005.http://es.wikipedia.org/wiki/Paul_Ricoeur.
    ** Paul Ricoeur, History and Truth. Northwestern Univ. Press 1992. Traducido del francés al inglés por Charles A. Kelb. Traducción al español para este blog Vital de Andrés (2015).

    ResponderEliminar
  14. Creación ex-nihilo. En este mismo instante surge una absoluta nueva creación. Cualquier punto en el tiempo es el absoluto comienzo de la creación. La creación ya siempre está surgiendo de la nada.

    ResponderEliminar
  15. A NOTE LEFT ON MR. KLIRMONT'S DESK

    Time to look one more time at your eyes. But I see my image deep inside your eyes. I get lost in your wilderness of innocent landscapes. Beyond words there's feeling and affection floating aimlessly. That's my image and my landscape. Perhaps a new creation and recreation. What's God? Ungraspable mystery.

    ResponderEliminar
  16. UN APUNTE TIRADO EN EL SUELO Y RECOGIDO POR GHURMALEK ZARAVILLA

    Univocidad, equivocidad o analogía. Si hubiera que escoger una de estas relaciones para vivir lo más satisfactorio posible con la realidad y con nosotros mismos, ¿cuál escogería?

    La analogía es la relación de semejanza con algunas cosas en común y otras diferenciadas. Yo y la realidad estaríamos conectados por una insistencia en la representación más apropiada de la realidad; una razón más aproximada a la realidad; una mejor aproximación del concepto con esa realidad.
    La equivocidad es un vivir de torpeza en torpeza, de ingenuidad y fantasía que en poco se acerca a la realidad y quizás necesitaría de otra realidad para vivir satisfactoriamente.
    Y la univocidad es esa relación de absoluta correspondencia entre la interioridad y la exterioridad. Nada falta y nada sobre. Panteísmo, budismo zen, Spinoza, etc..
    Escoja usted su modelo.

    https://www.youtube.com/watch?v=PeF2yH9ARQs

    ResponderEliminar
  17. Todo muy bello y convincente.

    Pedrosa Latas

    ResponderEliminar
  18. ¿Quién es este Nesalem? Alguien le tiene que conocer. ¿Qué se oculta tras ese nombre?

    Oraf

    ResponderEliminar
  19. La equivocidad es el arte de la política: Usar equívocos para fundamentar principios ideológicos que remuevan las afectividades pertinentes para ganar votos. La demagogia es al arte de los equívocos. Lo que nos pide el cuerpo precede muchas veces la reflexión para beneficiar a ese mismo cuerpo de forma más racional y consecuente. Muchos políticos son profesionales en al arte de arrancar la posibilidad de seria reflexión suministrando "al pueblo", a "la gente" con clichés ya elaborados y ajustados a lo que pide el cuerpo de forma más inmediata.
    Aún así la democracia es el menor de los males en política: logra que los equívocos no se conviertan en las intensidades o energías de univocidades totalitarias latentes y potenciales en ciertas ideologías. Por ahora.

    ResponderEliminar
  20. Nos pasamos la vida interpretando, representando, acomodando, ajustando. Todo depende de qué ser tenemos como referente, a qué ontología servimos; a qué realidad nos supeditamos. Pero vivimos una época en que el ser ha entrado en crisis y ahora flotamos en un sin fin de interpretaciones, de discursos, de teologías religiosas y políticas. Los símbolos ya no apuntan a nada pues ya no representan nada o representan otros símbolos de forma metonímica. Todo esto es confuso, puede llevar a la confusión o al juego; o al consenso basado en la voluntariedad de un consenso, pero esa voluntariedad es la voluntariedad del juego y si el cuerpo pide que se rompa pues se rompe y a otra cosa. En siglos pasados el ser se desplazaba de un mundo mítico a una realidad monoteísta, pero también al ser sujeto/objeto soldado por la razón depurada de prejuicios o el imperativo categórico moral. Pero lo que ahora vivimos es la imposibilidad de tal razón y de tal imperativo moral. Juego de discursos basados en las relaciones de poder; en el poder de la persuasión, de la seducción a través de medios cada vez más expansivos y universales.
    Los alumnos cuestionan cualquier autoridad pues la autoridad sin consentimiento o asentimiento de los gobernados queda automáticamente deslegitimada. Lo saben hasta los niños de 5 años cuando chantajean a sus padres para conseguir lo que quieren. La autoridad natural de los padres se ha desnaturalizado: es tan sólo una conveniencia social de un hombre y una mujer subscrita bajo contrato. Los poderes políticos y sociales lo estimulan, lo proclaman; quieren que el mensaje llegue claro. Minoría de edad para lo que nos convenga, pero para el inconveniente seremos siempre protegidos por nuestra minoría de edad. Estamos en la era de la desaparición del ser y cualquiera puede fabricar su modelo propio de metafísica y valores o, simplemente lo que pida el cuerpo sin apelación alguna más que a la nada o el capricho.
    Es cuestión de tiempo para que los restos del ser que quedan en muchos, vayan desapareciendo reducidos al gueto del prejuicio y la neurosis.
    Dejamos entonces el modelo analógico y dejamos de interpretar, de representar, de pretender acomodar o razonar y nos internamos en una falsa univocidad de persona/libertad, o pueblo/libertad sin más mediaciones que las que el capricho y la fuerza vayan imponiendo. La univocidad lleva al equívoco y el equívoco ha de resultar insoportable: queremos un Mega-Estado que nos regule y nos controle, pero un mega-estado pide la sangre de sus súbditos o subordinados a cambio de un espacio de guardería ilimitado.

    ResponderEliminar

Antes de enviar un comentario escríbelo primero en word para conservarlo en caso de que falle el envío. Trata de que no sea muy largo, pero si quieres escribir más entonces divídelo en más comentarios con el "sigue...etc". En caso de no poder enviar por cualquier razón no descrita entonces envíamelo a rbjoraas@telecable.es y yo me encargo de publicarlo.